¿Cómo saber si tengo un esguince? Conoce sus señales y tratamiento

Los esguinces son torceduras o rasgaduras que se producen en los ligamentos de las articulaciones. Estos cumplen la función de unir los huesos en las articulaciones para mantenerlas estables y permitir el movimiento de la articulación en general. 

El esguince es una lesión común entre quienes practican deporte o realizan trabajos de fuerza, y suele ser confundido con otras lesiones como desgarros e incluso fracturas. En este artículo te contamos qué es un esguince, cómo diferenciarlo de otras lesiones y cómo puede sanar. 

¿Qué se siente cuando tienes un esguince?

Cuando se produce un movimiento brusco (distensión o rotura) en los ligamentos, el tejido fibroso experimenta dolor, inflamación, equimosis (moretón) y/o edema (hinchazón), provocando dificultad para mover la articulación lesionada. El dolor puede variar desde leve hasta intenso, dependiendo de la gravedad del esguince y, en ocasiones, puede ser difícil o imposible caminar o utilizar la articulación de manera normal.

Los esguinces pueden presentarse en cualquier articulación, aunque los más frecuentes son: 

  • Tobillo: distensión o torcedura producida por un  movimiento o doblez del pie, en el área del tobillo. 
  • Muñeca: estiramiento o rasgadura en la zona de la muñeca, que limita el movimiento de la mano. 
  • Rodilla: distensión o rasgadura en la rodilla que limita la flexión de la pierna.
hombre deportista con esguince en la rodilla

¿Cómo se detecta un esguince?

La detección de un esguince puede ser complicada para una persona, ya que suele confundirse con un desgarro u otro tipo de lesiones que se producen en las articulaciones. A simple vista es complejo diferenciar un esguince de otras lesiones. Por ejemplo, un esguince tiene relación con la distensión del ligamento, mientras que en un desgarro, la distensión y rotura se produce en el músculo.  

Los esguinces y desgarros son lesiones que afectan a distintos tejidos, sin embargo, presentan similitud de síntomas, como el dolor, la hinchazón y dificultad de movimiento.

De todas formas, si al pasar las horas o el día los síntomas de la lesión persisten, se recomienda acudir al médico de forma inmediata para evaluar la lesión. Para determinar el diagnóstico, se realizará una serie de evaluaciones como: 

  • Examen físico: El médico realizará un examen físico de la articulación afectada para evaluar la hinchazón, la sensibilidad, la estabilidad y el rango de movimiento. El médico puede realizar pruebas específicas para determinar qué ligamento está afectado y la gravedad del esguince.
  • Pruebas de imagen: En algunos casos, se pueden ordenar pruebas de diagnóstico por imágenes para confirmar el diagnóstico y evaluar la gravedad del esguince. Las pruebas comunes incluyen ecografías, resonancias magnéticas (RM), radiografías en casos severos. Las radiografías son útiles para descartar fracturas óseas asociadas con el esguince o detectar rotura completa del ligamento (esguince grado III), mientras que la resonancia magnética puede proporcionar una imagen detallada de los tejidos blandos, incluidos los ligamentos.
  • Diagnóstico diferencial: El médico también puede considerar otras lesiones que podrían presentar síntomas similares, como una fractura, una luxación o una lesión de tejidos blandos.

Detectar un esguince generalmente implica una evaluación completa de los síntomas, un examen físico detallado y, en algunos casos, pruebas de diagnóstico por imágenes para confirmar el diagnóstico y evaluar la gravedad de la lesión. Si sospechas que tienes un esguince, es importante consultar a un médico para recibir un diagnóstico preciso y un plan de tratamiento adecuado.

Trata tu esguince de forma oportuna

Cuando tienes una lesión reciente en una de tus articulaciones, existen medidas inmediatas que se recomienda aplicar. Si el dolor persiste, es necesario acudir al médico para que evalúe tu lesión y te dicte el tratamiento más idóneo según su gravedad. 

Los principales tratamientos a seguir son: 

Aplicar método PRICE: 

En cuanto sientas dolor, detén la actividad que estabas realizando y aplica el método PRICE (por sus siglas en inglés), que es: 

  • Protección: ponte en un lugar seguro donde puedas revisar tu lesión.
  • Reposo: evitar actividades que puedan agravar la lesión y permitir que la articulación afectada descanse.
  • Hielo: aplica compresas frías en la articulación durante 15-20 minutos varias veces al día para reducir la hinchazón y aliviar el dolor.
  • Compresión: Envolver la articulación con un vendaje elástico puede ayudar a reducir la hinchazón y proporcionar soporte.
  • Elevación: Mantener la articulación elevada por encima del nivel del corazón cuando sea posible para reducir la hinchazón.

Suministro de medicamentos

El médico puede recomendar analgésicos de venta libre, como el ibuprofeno o el paracetamol, para controlar el dolor y la inflamación por un periodo de tiempo. Este puede ser complementario al método PRICE.

Terapia física

En casos más graves, se puede recomendar la terapia física para ayudar a fortalecer la articulación y mejorar la movilidad, como lo es la kinesioterapia.

Terapia celular:

Otra alternativa para esguinces que se han vuelto crónicos, es la terapia celular, que se centra en la regeneración de los ligamentos para ayudar al cuerpo a acelerar el proceso de sanación de los tejidos y así puedas retomar tus actividades en menor tiempo. 

Lo importante es que, independiente del tratamiento que te de el médico, debes descansar y seguir las instrucciones del terapeuta para que tus ligamentos se recuperen al 100% y así puedas volver a la rutina de forma sana y no recaer nuevamente ante un esguince crónico. 

Si presentas una lesión de ligamentos o de otro tipo en tus articulaciones, te podemos ayudar a sanar gracias a la terapia celular y la técnica de regeneración naturalmente guiada. Escríbenos al whatsapp +56997333199 o al correo info@rngsalud.com para recibir más información. 

Sugerencias de lectura

Cuidados del paciente

¿Cómo prevenir un desgarro muscular?

Cuidados del paciente

Conoce qué es el Método PRICE y cómo aplicarlo

Cuidados del paciente

Cuidados post tratamiento de una lesión muscular

Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿Necesitas ayuda?